¿Por qué necesito un seguro de viaje?

Viajar es parte de la vida. Sea por motivos de trabajo o por placer, damos casi por sentado que podemos movernos por el mundo con relativa facilidad.

Independientemente de la frecuencia con la que viajemos, lo que no podemos olvidar es contar con un seguro de viaje válido.

Pero, ¿por qué preocuparse por un seguro?

Una póliza de seguros de viaje integral y multirriesgo le cubrirá tanto antes de su viaje como durante el mismo.

Antes de su viaje, una póliza de seguros de viaje multirriesgo cubrirá, por norma general, los gastos de cancelación, protegiendo la inversión económica que ha realizado en su viaje. En caso de vacaciones familiares, que pueden tener un coste de varios miles de euros, es de vital importancia asegurarse de no desperdiciar ni perder el dinero invertido en un viaje en caso de que ocurra algún imprevisto.

La cobertura de cancelación incluye, por norma, protección en caso de contratiempos como enfermedad, despido, convocatoria para ser miembro de un jurado o incluso llamamiento para prestar el servicio militar.

Con el comienzo de su viaje se activan la mayoría de los beneficios de la póliza, entre los que destacan la cobertura de los gastos sanitarios de emergencia y la protección contra pérdida o robo de su equipaje, especialmente valorada al llegar a su destino vacacional.

Muchos ciudadanos europeos creen que la tarjeta sanitaria europea (TSE) cubre el elemento clave que suponen los gastos sanitarios de emergencia. Aunque el tratamiento médico de emergencia se prestará a través de la TSE en los hospitales del estado, la TSE no cubre otros servicios como las ambulancias, la medicación con receta y la repatriación, y es ahí donde resulta esencial la cobertura adicional prestada por el seguro de viaje.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Al continuar navegando, entendemos que estás de acuerdo con su uso. Leer más.